Badabun te recomienda

Huyó a los 5 años. 50 años después regresó con la misma ropa y aún siendo una niña

nina desaparecio seres portal dimensión

Esta historia es muy conocida en Tenerife, una isla que pertenece al grupo  de las islas Canarias de España. Es conocida como la leyenda de “la niña de las peras”, desde hace décadas ha sido transmitida de generación en generación ya que no deja de ser impactante y además muchas personas afirman que es real.



Se cree que esto sucedió entre 1890 y 1910 en una mañana de sábado, al igual que cada día los jóvenes padres de una pequeña familia enviaron a su única hija de cinco años a recolectar frutas para el desayuno, sin embargo el tiempo empezó a pasar sin que ella regresara, sus padres salieron desesperados a buscarla sin tener éxito, al día siguiente y con la ayuda de los demás pobladores del pueblo fueron a buscarla por todo el bosque y por el fondo del misterioso barranco de Badajoz. 


Días y semanas pasaron sin que ninguna señal o pista que les dijera que es lo que había sucedido con la niña, sus padres empezaron a sentir que ella ya no podía estar viva al pasar tanto tiempo, sin embargo nunca encontraron el cuerpo ni sus ropas. 

Los padres de esta pequeña quedaron tan afectados por la pérdida de su hija que a pesar de ser jóvenes jamás volvieron a tener hijos. 


50 años pasaron y ellos seguían viviendo en el mismo lugar, un día la madre tomaba el sol frente a su casa cuando vio algo increíble, una niña caminaba hacia su casa mientras sostenía una canasta llena de frutas, la pequeña se veía alegre y cantaba, cuando se acercó la ahora anciana no podía creer lo que veía, la linda niña era igual a su hija e incluso hasta usaba la misma ropa con la que desapareció.

Aunque era muy extraño que después de pasar tantos años ella sobreviviera y sobre todo que siguiera viéndose como era cuando desapareció la señora no dudó en que era su hija, rápidamente fue hacia la pequeña y la abrazó fuertemente llenándola de besos, sin embargo la niña parecía muy confundida ya que no reconocía a su madre. 



Al pasar algunos días la pequeña se acostumbró al aspecto de sus padres, cuando ella sintió suficiente confianza sus padres le preguntaron qué fue lo que había sucedido, ella les platicó que mientras juntaba peras se quedó dormida, al pasar el tiempo un ser muy alto y brillante la despertó para jugar con ella, aunque esto era raro ella no sintió miedo así que ella lo siguió hasta una cueva donde bajaron unas largas escaleras, al final de estas había un hermoso jardín donde más de estos seres se divertían, después de jugar y conversar un rato con ellos fue guiada hasta la salida y regresó a casa.




Muchas personas afirmaban que esta niña solo era una impostora ya que no era posible que viviera tanto tiempo y regresara como si nada hubiera sucedido, sin embargo ella conocía todo tipo de detalles muy específicos y secretos que solo la familia conocía, todos estaban impactados, pero a pesar de la extraña situación sus padres estaban felices y agradecidos de que ella regresara, muchos afirman que ella sigue viviendo en el pueblo sin revelar su identidad real. 


Aunque para esta niña solo pasaron unas cuantas horas el tiempo de su desaparición fue de 50 años. Este no es el único hecho extraño que ha sucedido en el barranco de Badajoz, actualmente es muy conocido por ser un lugar misterioso, se cree que seres luminosos habitan dentro de las cuevas mismas que también son portales entre dimensiones, esto mismo es lo que muchas personas afirman que le sucedió a la pequeña, que pasó por un portal y estuvo en una dimensión desconocida donde el tiempo corre de forma diferente al nuestro. 


Otra conocida historia sobre este misterioso lugar es la de los tres seres luminosos.

Y tú ¿Crees en seres de otro mundo?
Recomendados
Quizzes
Recomendados
Publicidad