Badabun te recomienda

Estuvo muerto por 20 minutos. Cuando despertó tenía un escalofriante mensaje de su abuelo…

accidente fatal cielo angeles dios julie Andy landon

En una mañana de domingo de 1997 Julie, su esposo Andy y su hijo de 8 años Landon salían en auto del servicio de su iglesia, pero en ese momento algo horrible sucedió, en una de las desviaciones de la carretera una ambulancia los impactó a toda velocidad, el auto quedó destrozado.





Los paramédicos lograron salvar a Julie y estabilizar sus signos, pero cuando sacaron a Andy  él ya había muerto en el momento del impacto, el auto estaba tan dañado que los rescatistas pensaban que solo eran dos pasajeros, pero de pronto un integrante del equipo de rescate logró ver un pequeño zapato de niño, en ese momento supieron que aún había otra persona debajo de todo el metal. 

Landon estaba sentado detrás de su padre, el daño en esa parte del auto había sido terrible, finalmente lograron cortar tras capas de metal y sacaron al pequeño, él no respiraba así que de inmediato varios rescatistas empezaron a darle primeros auxilios, después de unos minutos lograron resucitarlo y lo llevaron al hospital tan rápido como pudieron. 




Lamentablemente el pequeño parecía haber perdido la batalla... Pero 20 minutos después algo inesperado paso, el niño abrió los ojos. Nadie podía creerlo y fue rápidamente atendido, sin embargo los doctores eran claros con su diagnóstico, le dijeron a Julie que si el chico lograba sobrevivir era muy probable que este quedara en estado vegetativo, que no podría moverse, comer, ni hablar, sería como tener un bebé para siempre. 

A pesar de que Julie es una mujer religiosa de mucha fe se sintió como si Dios la hubiera abandonado y se preguntaba por qué él no había salvado a su esposo, sin embargo rezó tanto como pudo para que su hijo pudiera vivir.



Mientras tanto Landon que sufrió trauma cerebral permanecía en el hospital en estado de coma, montones de aparatos conectados a todo su cuerpo lo mantenían vivo y cuidaban sus signos, sin embargo el chico no mejoraba ni empeoraba, solo estaba ahí.



Después de dos semanas en estado de coma Landon por fin abrió sus ojos y para asombro de todos las oraciones de su madre habían tenido respuesta, él no tenía daño cerebral permanente, pero con cicatrices en el rostro y en la cabeza ella debía darle la terrible noticia sobre su padre, Julie no encontraba la forma de decirle lo que sucedió con él así que le preguntó “¿Sabes dónde está papá?“ a lo que Landon contestó  “sí, se dónde está, lo vi en el cielo”, la madre quedó sorprendida, pero eso no era todo lo que el pequeño había visto.

Landon asegura haber visto a su padre, a su amigo que había muerto hace poco y al hijo de este que había muerto hace unos años, entonces miró a su madre y le dijo “mamá, olvide decírtelo, vi a tus otros hijos”, en un principio ella no sabía a qué se refería  pero después ella recordó que había tenido dos abortos involuntarios antes de tener a Landon,  ella quedó fría ya que ella y su esposo jamás le habían comentado eso, pero lo verdaderamente aterrador sucedió cuando el pequeño la miro fijamente a los ojos y le dijo "Mami, mi abuelo me pidió que te dijera que siente mucho no haber ido el día de tu graduación, que ahora sabe que pasaste toda la tarde llorando, también me pidió que te dijera que te ama y está muy orgulloso de ti" Como era de esperarse la mujer estalló en llanto y no podía creer como su hijo podía saber tantas cosas, sencillamente no había explicación. 

Actualmente Landon ha podido vivir de forma normal y ahora tiene más de 30 años, dice que lo último que vio antes de que lo resucitaran fue a Jesús dándole la misión de llevar su palabra a más personas, Julie y Landon ahora se dedican a apoyar a personas que han perdido a seres queridos para ayudarlos a sobrellevar su duelo.



Recomendados
Quizzes
Recomendados
Publicidad