Badabun te recomienda

Se burlaron de él por gastar tanto en plástico inútil; pero eso le salvó la vida a todo el pueblo

hombre salvo casa agua inundación se burlaron

Esta nota te dará mucho que pensar ¿Alguna vez has tenido una idea que provoque que tus amigos se burlen de ti? Así le pasó a Randy Wegner, un padre de familia de Texas que pasó de ser la burla de su vecindario a convertirse en un héroe digno de salir en las noticias. Las historia sucedió de la siguiente manera:




En el condado de Brazoria, Texas, la radio local anunció la posibilidad de una inundación, por motivo de las fuertes lluvias que golpeaban esa zona de estados unidos. 

Ante esta situación, Randy decidió que tenía que hacer algo y solo tenía un par de semanas para proteger su propiedad de las inundación que se avecinaban. 

Después de mucho investigar en internet, decidió probar con un producto nuevo llamado AquaDam, que por un costo de 8 mil dólares, consiguió un cilindro gigante (400 pies de largo, 30 pulgadas de alto) que funciona igual que una pared, evitando que el agua del exterior entre al interior de su propiedad. 



Absolutamente todos sus amigos y vecinos se burlaron de él. Lo llamaban loco, por gastar tanto dinero en un ridículo cilindro que no podría detener el agua implacable; sin embargo, Randy no los escuchó, él sabía que tenía que hacer algo o de otro modo, el patrimonio de su familia podría perderse. Es por eso que decidió hacer la inversión y con la ayuda de un par de amigos, el cilindro de AquaDam quedó instalado. 



A los pocos días, todo su vecindario, junto con otros 46 condados fueron evacuados, pues la inundación resultó ser más grande de lo que se había predicho. El gobierno texano reportó que había más de 250 damnificados que habían tenido que abandonar sus casas. Curiosamente, el condado de Randy fue uno de los principales afectados. 


Sin embargo, la propiedad de este valiente e ingenioso hombre quedó completamente a salvo, pues su plan funcionó a la perfección y evitó que la inundación dañara su propiedad.

Según dijo Randy en sus propias palabras, “Al principio todos se burlaron de mi, pero yo estaba seguro que una inversión de 8 mil dólares no se comparaba con un gasto de cientos de miles de dólares en reparaciones, así que me arriesgué y gracias a Dios, el producto de AquaDam funcionó a la perfección. No solo pude proteger mi propiedad, también pude salvar la vida de todos los habitantes de mi condado. La verdad, estoy súper agradecido con con la empresa AquaDam”. 





Esta historia nos enseña lo importante que es escuchar a nuestra intuición, pues al igual que Randy, muchas veces somos sujetos a críticas y burlas por nuestras ideas, pero en realidad no sabremos qué tan reales y buenas son, hasta que las realicemos. Así que ya lo sabes, cuando tu “sexto sentido” te avise ¡Hazle caso!
Recomendados
Quizzes
Recomendados
Publicidad